miércoles, 23 de noviembre de 2016

La Vaca y la Huerta y sus platos de otoño



  • Nuevos platos de temporada siempre siendo fieles al concepto del restaurante: excelentes cortes de carne y producto premium de la tierra y la huerta
  • Como sugerencia y fuera de carta ofrecen el Tuétano al horno con guarnición de patata asada y salsa de ají amarillo y huacatay o las Setas de cardo salteadas con ajito y guindilla
  • Toda su propuesta gastronómica se puede disfrutar en un ambiente agradable y acogedor en un local situado a tan solo 5 minutos de la Puerta de Alcalá

Noviembre 2016, Madrid.- Aunque el frío parece que ha tardado en llegar y los productos de temporada se resisten, La Vaca y la Huerta (calle recoletos, 13) sigue siendo fiel a los platos que sus clientes demandan. Y por eso, Ángel y Fernando, dueños de este restaurante, han removido cielo y tierra para buscar el mejor producto. Durante algunos días se podrá disfrutar de las Setas de cardo salteadas con ajito y guindilla o el Tuétano al horno con guarnición de patata asada y salsa de ají amarillo y huacatay, ambos como sugerencia fuera de carta.

En sus cambios habituales, acorde siempre a la temporada, se puede disfrutar de sus famosas Alcachofas en flor con aceite de arbequina; su curiosa Tortilla de collejas; los sabrosos Callos a la madrileña con pata y morro; y el sencillo pero excelente Consomé de vaca gallega con borrajas. Unos platos fieles, tanto a la huerta como a la “niña de sus ojos”, la vaca rubia gallega.

Dentro de sus platos estrella de la huerta y la tierra siguen estando la Ensalada de burratina y pamplinas con tomate seco y aceite de trufa; las Croquetas melosas de setas; o la Menestra de la huerta. En la parte más animal, propiamente dicha, se pueden encontrar sus famosas Mollejas de ternera flambeadas al brandy; las Carrilleras de ternera gallega glaseadas en su jugo con parmentier de patata agria; el clásico Steak tartar con yema de huevo de codorniz; o el innovador Sandwich de asado de ternera en su jugo con queso cheddar y ali oli de frambuesa.

Toda su carta se puede disfrutar en un ambiente agradable y acogedor en un local situado a tan solo 5 minutos de la Puerta de Alcalá. Una variada propuesta de vinos recorre algunos de los rincones más relevantes del panorama vitivinícola español. Y por supuesto la artesana La Loca Juana hace de anfitriona entre los más cerveceros.

Local con experiencia y concepto forjado

Tras 10 años siendo LeCafé, Fernando de la Roza y Ángel Marugán, se ven en la obligación de cerrar durante 3 meses el local por unas obras que se tienen que hacer en el edificio. Es cuando se embarcan en cambiar el concepto del restaurante y surge La Vaca y la Huerta.

Queriendo ser fieles al nombre elaboran una carta, que cambia en función de la temporada y estación en la que se puede encontrar el Salmorejo con virutas de cecina y huevo; la Ensalada de cuatro tomates de temporada con germinados; los Puerros navarros con mojo de tomate ibérico y ajo negro; la Parrillada de verduras con romescu y ali oli de albaricoques; y un largo etcétera.

El proveedor de los productos de la huerta es Entre Col y Col, una empresa especializada en el sector desde hace más de 30 años. Sus productos proceden en su gran mayoría de producciones ecológicas.

Y por supuesto la estrella de la casa, Lomo de Vaca Rubia Gallega de entre 5 y 8 años de edad y de 40 días de maduración. Una carne de autor que les llega cada día de la mano de Discarlux. Dentro de sus propuestas fieles a esta raza de vaca también se puede disfrutar del Tataki de lomo de vaca gallega marinado en soja, puerro y jenjibre; las Albóndigas de rabo con puré de calabaza asada o Carpaccio rústico con costra de mostaza y finas hierbas, muy famosos entre sus clientes.

Un restaurante para todos los días

Además de la carta, disponen de tres menús para disfrutar a la hora de la comida: ‘Menú del día’ a 14€ que cambia de lunes a viernes; un ‘Menú bajo en calorías’ a 12€ que cambia cada semana; y un ‘Menú Entrehuertas’ por 20€ que permanece fijo todos los días y que incluye un primero a elegir entre Salmorejo, Menestra de Verduras con salsa de leche de coco o la Ensalada de hoja de roble y espinacas con Kumato Cherry; de segundo Entrecot de ternera a la parrilla (250gr), postre del menú del día, bebida y café.

Una decoración acorde al concepto

La decoración del local, de la mano de Ele y Uve, es sencilla y limpia, sin estridencias. El blanco y el negro conviven con sutileza dejando ver la tranquilidad y paz que se puede sentir en el campo. Lo rústico y lo moderno se entrelazan para dar paso a un local vanguardista pero que apuesta, a la vez, por lo artesano y tradicional. Lo que más puede representar ese concepto es un mural en la pared principal del local, de una divertida vaca y un bodegón de frutas.... todo él pintado a mano con rotulador. Las frutas y verduras frescas se dejan ver a lo largo de todo el restaurante. Un huerto, ahora mismo plantado con lechugas, viste un elegante escaparate que da a la propia calle Recoletos. Un mostrador de carnicería es la guinda del pastel. La carne de vaca rubia gallega se expone allí mismo fresca y puede tentar a cualquiera que se acerque. Una báscula de aguja, tradicional, de esas que sigue teniendo el carnicero del pueblo, hace que ese rincón sea todavía más singular.


Accede a la nota de prensa

Calle Recoletos, 13 - Madrid
- : @vacayhuerta
: @LaVacayLaHuerta
: 917 811 586

Contacto

Estamos ansiosos por conocerte


Teléfonos

(+34) 669 596 736 / 630 567 948

Mail

contacto@feelandtaste.com